Entiende tú a un gallego, porque yo… dimito

Supongo que a vosotros os pasará lo  mismo que a mí; que si eres de Cádiz, Jerez de la Frontera, de Chipiona, Sevilla o Granada, amas tu tierra, ni más ni menos que como yo adoro la mía, Galicia, pero personalmente creo que en la mía hay algo muy singular.

No son las rías, ni que el agua esté electrificada, ni que de cada 10 barcos que pasan se hundan 9 y al que arriba le aplaudamos, o que los políticos de Madrid solo vengan a bañarse en verano y no se ahoguen… que también es otra desgracia… no; lo peculiar, lo singular de Galicia somos nosotros, los gallegos. Nosotros somos muy especiales.

Tú conoces a un gallego que ha estado en la emigración y te dice: «Pues estuve 20 años en Suiza, en Sachseln (un pueblo de unos 3.000 habitantes, no creas tú que más) y entonces añade, como si Sachseln pues estuviera ahí al lado, «¿lo conoces?». Y tú que te quedas así en plan de «como voy a conocer Sachseln si aún estoy pensando si la capital de Suiza es Berna…»; pero para el gallego decir eso es normal, como si todos hubiéramos estado allí, y hasta te observa como pensando «mira que no conocer Sachseln… ».

Y entonces, para darte referencias añade con un tinto en la mano y la barriga rozando la barra con un jersey a lamparones: «¡¡¡ Sí, hombre !!!!, que está al lado de Giswil  (otro de 3.000 habitantes) que vas por allí y das  a Lungern… (este ya de 2.000)» mientras pone cara de que te da  por imposible y lo máximo que tú dices es: «Bueno, ese último sitio me suena», que lo dices pues yo que sé ya porque lo dices, supongo que por que tienes habla que por otra cosa…

A mí cuando me ocurre esto pienso: «Pero este que me habla es un gallego que fue a Suiza, o (como estamos siempre en grupo donde sea como si montáramos un país paralelo) será un suizo que ya de pequeño se empató tanto con los gallegos y cree que es gallego y aún recuerda algunas imágenes, algunos sitios de Suiza de cuando era niño suizo… ».

Y claro, como el gallego no es tonto, porque lo verás así como que no se entera, pero no se le escapa una y es un lince, te pregunta «¿E ti… e ti en qué traballas?». Y entonces dices que eres periodista y no falla; se da como media vuelta, con un giro que sí, que parece va a terminar en el Sachseln ese, te vuelve a mirar, se inclina y te suelta mientras a la vez mira al dueño del bar: «Carallo, e ti estudiaste e non sabes onde está Sachseln… ».

Y te quedas como que eres bobo, que igual lo eres, y mientras te autoanalizas igual nunca sabrás si realmente eres bobo pero bobo de verdad, pero que el Sachseln no se te olvida en la vida… y así, pues poco a poco, como que vas conociendo Europa. Sachseln, Sachseln… ya te vale.

LIBROS DE MANUEL GUISANDE

Rodribico (Edi Baia. Colección de 5 cuentos infantiles, castellano, portugués y gallego) Al fondo a la derecha (Edi. Cumio. Artículos, más otros del blog) y En tu línea (Edi Cumio)

Publicado en extranjera, profesiones | Etiquetado , , , , , , , , , , , , | 24 comentarios

¿Te acuerdas cuando solo hablábamos del pa amb tomàquet?

Le llaman «fractura social»; pero bueno, eso es como la diplomacia estadounidense, que cuando dice «cierto malestar», al día siguiente vas a dar una vuelta por tu ciudad, crees que está nublado y no, lo que está es cayendo son como unas 700.000 bombas y alguna tonelada de alimentos para que hagas boca por lo que aún va a pasar.

Pues en Cataluña, me da que es lo mismo, que la «fractura» va a terminar como el rosario de la aurora, con un mosqueo más que generalizado y una paranoia enfermiza hablando siempre de lo mismo: Independencia.

Y es que ya es tener mala suerte, oye. Mira que solo hay una vida, pero solo una, y ¡¡¡hala!!!; en vez de estar más o menos tranquilo como todos, con esos problemas cotidianos que son la chispa de la vida… pues no, das con un iluminado como Sir Artur Mas y te monta un bacalao en la cabeza que no paras y más que una chispa lo que tienes es una bomba intercraneal a punto de explotar.

A mí últimamente los catalanes se me parecen muchos a los argentinos (que como todo el mundo sabe es gente muy parca en palabra) y cuando antes te hablaban del Barcelona, de la industria o de la cultura… pues ahora, de la independencia, de la soberanía, de que son y no son o que dejan de ser pero a lo mejor serían… y tú, que eres gallego, extremeño o andaluz insistes en que no le de vueltas, que si vamos de tapas o de vinillos y pelillos a la mar. Pues no: independencia, idependencia e independencia. Monotema

¿Dónde están aquellas conversaciones que unían tanto en la cocina de si al pa amb tomàquet se le echa más o menos aceite o más o menos tomate? ¿o si la tradición de los ninots tiene su origen en esto o en aquello? A tomar viento la diversión, llegó el Comandante Mas y mandó parar; aunque igual, quien te dice a ti que lo ascienden a Coronel y no hay quien le escriba, en la cárcel, claro.

Publicado en amor, articulo, economía, Educación, Periodismo, politica, Salud | Etiquetado , , , , , , , , | 4 comentarios

¿Me estaré descerebrando o ya lo estoy?

Esto de escribir tiene su historia, y hay momentos que no sabes si empiezas a tener el síndrome cebolla: que te repites, que alguna idea que se te ocurre ya no sabes si la has escrito o no, un lío… un cacao mental…

Y es que esto es como tú en tu trabajo; que si haces una tarea, pues te acuerdas, pero si haces 5.000… si haces 5.000 que te vas a acordar de lo que hiciste hace tres o cuatro años el 7 de noviembre, por ejemplo… bo.

Pues esto es igual. Si escribes un artículo, pues no te repites; dos, tampoco; pero cuando ya vas casi por el 500… es que 500 artículos a una media de 4 ideas estúpidas en cada uno, pues te salen 2.000 chorradas, que si las divides entre 4 años (que es lo que lleva abierto este chiringuito de blog) pues son 500 bobadas al año, que si las repartes entre 360 días… te sale a 1,3 desquicie diario… vamos, como para acordarte y como para estar mentalmente equilibrado… imposible.

Y solo me refiero a la estupideces escritas, que si añado las que digo al día… vamos, que si hay curación avisa y que me internen, que yo a eso de las experiencias me apunto a la que sea, y si es tumbado en una camilla, ni lo dudo.

Y con estos datos, pues claro, es normal que me digan: «Es que tienes una facilidad para escribir…»; si hombre, lo que tengo es una tara, una especie de desarticulación intercraneal...  Lo bueno de esto, aunque al día se te ocurran 1,3 gilipolleces, es que socialmente está admitido, aunque supongo que si pasas de 1,3 delirios y llegas a los 4,2, pues ya el Estado toma cartas en el asunto: llaman a tu seres más cercanos y les explica el problema que tienes; te dan una subvención por inútil para que no hagas nada, no la vayas a liar; tu familia llora ante la desgracia que le tocó en casa y la gente empieza a mirarte de una forma…

Yo no sé si llegaré a ese placer que debe ser tonto perdido y subvencionado, pero últimamente, que de 1,3 descontroles mentales al día he pasado al 2,5… no me lo quita nadie; y lo noto no porque haya recibido un aviso del Estado, una subvención por bobo o porque mi familia llore… tampoco, sino porque a veces me miran… pero me miran de una forma… a ver si es que en vez de estar en el 2,5 ya estoy en 3,7… rozando la felicidad…

@manuelguisande

Publicado en articulo, escribir, Periodismo, profesiones, Salud | Etiquetado , , , , , , , , | 4 comentarios

El ciudadano Sánchez y la mediocridad política

Tras la debacle de Rubalcaba en las generales del 2011, porque hay que ser optimista y un poco simple por no decir lelo pensar que si no convenció a Zapatero, al que veía todos los días, iba a convencer a millones de españoles; ahora toca Sánchez, que esto parece como una tómbola, a alguien hay que sacar del cesto sea como sea.

Y una vez elegido… pues a un ciudadano que se llama Sánchez y que aparece de la noche a la mañana, se le monta toda una película como si fuera una megaestrella o como si fuera el no va más desde la invención del sorbete, marketing que le llaman.

Y hartito me tiene el señor Sánchez porque para decir cosas tan trascendentales como: «mejorar la transparencia» o «abrir puntos de encuentro con el resto de formaciones políticas para afrontar un proceso de regeneración democrática», sinceramente no sé para qué se montó tanto lío y tensiones en las primarias del PSOE, que eso lo dice mi hija de 14 años y no hace falta elecciones.

No dudo de las buenas intenciones de Sánchez; lo malo no es que a un tal Pedro Sánchez nos lo metan por los ojos para formar a toda pastilla un líder ante la opinión pública, ni tampoco quienes han elegido a Sánchez. Lo grave es cuántos han elegido a Sánchez. ¿Y sabes cuántos? Pues al ciudadano Sánchez; es decir, a un señor que un día podría gobernar España, a 50 millones de habitantes (y esto ocurre en todos los partidos, porque te afilias o no cuentas para nada) lo han elegido un total de 62.411 militantes de los 200.000 que aproximadamente tiene el PSOE.

Dicho de otra forma, de los 200.000 miembros del PSOE tiene que salir uno por narices, y el resto de españoles que no está afiliado (más de 49 millones) pues a esperar a ver quien aparece de entre esos 200.000 Y claro, pues de entre esos 200.000 aparece lo que aparece, sale lo que sale y no hay más cera que la que arde.

Eligiéndose entre amiguetes

Y si ya es preocupante esto, más lo es si un día Sánchez llega a gobernar España, ya que en vez de rodearse de un núcleo de expertos independientes y con eficacia contrastada y demostrada (que sería lo normal y lógico, pero de esto no ha dicho nada, que entonces sí sería una novedad en la escena política) pues hará lo que vienen haciendo todos: nombrará ministros, secretarios de Estado y directores generales… vamos, los que cortan el bacalao, entre sus 200.000 militantes para pagar favores y apoyos a su candidatura, a sus amiguetes.

Si luego nos extraña la mediocridad de nuestros dirigentes, esta puede ser una causa: o te afilias… o nada. Así nos va e iremos, porque por lo oído hasta ahora a D. Pedro… sin novedad en el frente señor Sánchez.

@manuelguisande

Publicado en articulo, colaboraciones, Comunicación, politica | Etiquetado , , , , , , , , , | 6 comentarios

Un lector que me quiere matar y las «feminazis»

Yo creo que tengo un lector que me quiere matar y si no me quiere matar, el tío este tiene una forma muy curiosa de apreciarme. Hace algo más de un año, J.S.R. me envió un correo en el que me animaba con: «¿Por qué no escribe algo gracioso de Mahoma?», que lo decía como si Mahoma fuera mi hermano; como si me hubiera o lo hubiera adoptado o hubiéramos salido siempre de copas, un colega vamos.

Aunque también pensé que realmente lo que quería J.S.R. era simplemente ver cómo me cortaban en rodajas para bocatas, que es muy dado esto en verano, sandwichs que le llaman, pero algo había.

El caso es que ya ves tú qué me importaría a mí Mahoma, pero lo hice. Tras hacer testamento (tres líneas, no creas que mucho más) con dos bemoles escribí sobre Mahoma, sin temblarme el pulso, con una personalidad y un temple que hasta a a mí mismo me sorprendió, con un aquí estoy en plan torero, un desparpajo y, todo hay que decirlo, con una cierta altanería a lo… «y cuidadito, no os metáis conmigo que vuelve El Cid… ».

Y en el artículo decía que lo que más me gustaba del profeta era su turbante, que no entraba en otras consideraciones, ni la yihad ni la yihod, que a mí eso de la yihad me suena como a los menudillos, a riñones, a higadillos, a tapa: «¡¡ah!!, y unas yihad al jerez para la señora». El turbante, el puto turbante ese era lo que me molaba, y escribí, que si escribí, casi una tesis, con más giros lingüísticos y literarios que la venda esa craneal que lleva el tío ese, pero lo hice.

Total, sin IVA, que no debí decir nada incorrecto o si lo hice tuvo tanta poca repercusión o fue tan tan pero tan en bajito que ninguna célula durmiente se despertó y aún estoy aquí. Ni tan siquiera un trocito de fatua contra mí, que mira por donde esto sí que me rebotó porque el que la escribiría (que sería colega; o sea, periodista) que menos que dedicarme unas líneas de fatua… que menos que darme un poco de publicidad con un, por ejemplo « Guisande لا الشركة المصرية للاتصالات.», que al cambio es un «Guisande no te pases»… pues nada, ni eso, y luego hablan de la interculturalidad y hermandad… los cojones.

En fin, que J.S.R, me pregunta en esta ocasión (a ver si a la segunda consigue que me fusilen), sobre el feminismo, pero añade tras una exposición que parece toda una teoría: «Me refiero al feminismo radical, a las feminazis».

Pues sobre este, no el feminismo normal, sino lo que J.S.R. llama «feminazis» tengo una opinión clara, la primera clara que tengo en años, pero clara clara, vamos, clarísima, y lo que tengo claro es que las «feminazis» son feas y la guapa es dirigente.

Así de triste; la dirigente, justo la dirigente va a ser la tía que está guay y esto es un fastidio porque para conquistarla debe ser un curre resetearla para desbloquearla y ponerla equilibrada; porque si aún en la secta fuera vocal 3ª o consonante… pero justo la dirigente… una desgracia como otra cualquiera ¿no?. Pues sí

Publicado en amor, Comunicación, mujeres, profesiones | Etiquetado , , , , , , , , , , | 11 comentarios

¿Sabes por qué el PP y el PSOE tienen pánico a Podemos?

Si no fuera porque lo de este país es dramático, con más de un 25% de paro, gente que pasa hambre, otros que se suicidan y el gobierno que oculta el número de personas con depresión, lo del PP y el PSOE es de traca. Y me refiero a los altos dirigentes, no a sus bases, a sus numerosos concejales y alcaldes de pueblos y pequeñas ciudades que están hasta los bemoles de verse utilizados como “esclavos” para que tras unas elecciones las altas esferas se elijan entre ellos y así a seguir viviendo del cuento en esta pseudodemocracia.

Y todo esto viene a cuento porque tiene coña, pero mucha coña, que un PP (siempre me refiero a sus altos dirigentes) que nos llevó a una guerra, y un PSOE, que tiene bajo sus siglas los asesinatos de los GAL, critiquen a Podemos porque Pablo Iglesias o quien sea, supuestamente cobra de no sé quien de Venezuela o de Bolivia.

Preocupados muy preocupados deben estar el PP y el PSOE cuando aúnan fuerzas para hundir a la formación política de Pablo Iglesias, que seguro que como todos los que llegan al poder tiene más sombras que claros; pero hay sombras y sombras, y no es comparable recibir supuestamente un dinero o defender una ideología, en algunos puntos trasnochada, que ir a una guerra o matar a sangre fría.

Alega el PP y el PSOE que Podemos puede ser la debacle de este país, como si ahora a ellos les preocupara el ciudadano, y tratan de crearnos miedo con la idea de que si Podemos ganara unas elecciones España se convertiría en una dictadura de izquierdas o que saldríamos del euro y no sé cuantas sandeces más.

No hombre no; a lo que el PP y el PSOE tienen miedo es a lo que está deseando la inmensa mayoría de este país: que alguien, sean quien sea (en este caso tal vez Podemos) un día gobierne España y que la primera medida que tome es que estaba banda de sinvergüenzas sean juzgados y se les pidan cuentas de los despilfarros cometidos, de dónde está lo que han robado y cómo han llevado a la ruina a los españoles. A eso es a lo que tienen miedo, a que un día se vean ante un tribunal dando explicaciones y a lo mejor en prisión, lo demás… historias.

@manuelguisande

Publicado en colaboraciones, Comunicación, delincuentes, Educación, jueces, Juzgados, Periodismo | Etiquetado , , , , , , , , , , , | 14 comentarios

Poema: «Un hermoso juego»

UN HERMOSO JUEGO

Oí como un sonido,
entonces…
entonces las letras comenzaron a jugar;
el punto de la i
saltó al de la jota
y el de la jota se escondió entre otras letras

Hasta los números comenzaron a bailar,
el 1 se abrazó al 8,
el 9 habló con el 10
y el 4 le gastó una broma al 6.

No sé como lo hizo,
pero la coma le puso la zancadilla a la d,
el guión se hizo infinito
el ^ giró sobre sí mismo
y parecía un barquito de papel.

Entonces…
entonces fui a la puerta,
la abrí y no necesité ver a nadie,
te abracé,
sabía que eras tú.

A mis hijas Alejandra y Victoria

Publicado en articulo, Comunicación | Etiquetado , , , , , , | 5 comentarios