Dada la situación económica, repito artículo: «Un sueño más raro… »

Esto de los sueños es complicado porque no sabes bien si lo que sueñas es lo que piensas tú o si son ideas de otro que te las mete en la cabeza precisamente aprovechando que estás dormido, que hasta eso puede ser. En fin, yo no me hago responsable de este artículo y si hay algún psiquiatra que quiera dar una explicación que se levante del diván y se ponga a ello porque yo…. ni flores.

Y lo que voy a contar es que soñé que era dictador. No, si a mí tampoco me gusta ser dictador ni lo soy, joé, qué quieres que le haga pude soñar que era ascensorista, trapecista o tornero fresador; pero no, soñé que era dictador, para que te voy a engañar, hay lo que hay. Pero la verdad es que no me preocupa porque sé que era un sueño ya que llegué al despacho oficial a las 6 de la mañana y no recuerdo yo eso de levantarme tan pronto desde que salí de la incubadora. Definitivamente, no era yo; bueno ya lo explicará el psiquiatra, si se sale del diván.

Total que mi primera decisión de Estado (yo Manuel Guisande, no, el dictador del sueño, que quede claro. Ya verás cómo no va a quedar claro, ya verás); bueno pues fue pedir un café con leche bien cargado y unas tostadas con mantequilla salada. Luego hice un repaso de cómo estaba el país, lo que me llevó tres cuartos de hora, y si te soy sincero hasta me sobró tiempo porque estaba que no veas, y entonces llamé a los ministros.

Fue alucinante, me vieron y dijeron: «¿Y usted ahí?», a lo que respondí, «nada, que soy el dictador, pero solo por unos días». «Yaaah», dijo uno así como con una sonrisita; pero les lancé tal mirada que ya los otros no se plantearon nada más y uno dijo balbuceando: «¿Y cómo quiere que le llamemos?», «señor dictador está bien», respondí secamente.

Así que tras las presentaciones, me levanté porque hablo mejor de pie, (según el sueño porque sentado me quedaba callado) y pregunté: «Miren, hay algo que no comprendo, acabo de leer que hay otros 17 gobernantes…. ¡¡¡ otros 17 como yo !!!. ¿¡¡¡ Quiénes usurpan mi puesto y cómo es posible que hasta ahora hayan podido pagar a todos, a los parlamentos, a los funcionarios…. y además hay 17 televisiones públicas que dan pérdidas !!!?»

Y aquí yo, bueno yo Manuel Guisande, no, el dictador del sueño (que quede claro, no va a quedar, no va a quedar que me lo huelo) dio un golpe en la mesa y dijo. «Supriman todas las televisiones, compren un descodificador de TDT a cada español y regálenselos, que con el gasto de dos teles públicas pagamos los aparatos, ven más programas y mejores. Así ya empezamos a ahorrar. Bueno, y los 17 gobernantes esos, como supongo que son muy listos, que vuelvan a sus trabajos de antes».

«¿Y qué hacemos con todos los funcionarios que sobran?. Y además están los casi 300.000 sindicalistas liberados», dijo el ministro de no sé qué, que tampoco él sabía mucho qué era lo que tenía que hacer. «¿Libequé?», pregunté. Y al final lo comprendí: cobran y no trabajan. «Pues nada, ¿no organizan cursillos para trabajadores?». «Sí», dijo el ministro de Trabajo, que la verdad tenía una pinta de no pegar clavo en su vida…. pero bueno era el de Trabajo, «pues que empiecen ellos mismos a dar ejemplo. Todos a hacer cursillos. Los 300.000, sí los 300.000 liberados esos, todos, y meta también un millón de funcionarios de los que no hacen nada; o sea, de los afiliados a los partidos, de los de carné, que seguro que los otros dos millones son necesarios y mucho».

Yo veía (el dictador) que los ministros estaban alucinando, no decían ni mu, lo que me envalentonó, y les dije: «Ven, sin las autonomías y bien organizado esto sobra dinero para formación, para crear empresas… por cierto que empiecen cuanto antes a invertir a contratar a parados y suban las pensiones, hombre, que es una vergüenza como tienen a los mayores, que han trabajado toda su vida y ahora….». Oye, increíble esto de ser dictador, flipante, todos los comprendieron al segundo y no hacían más que coger notas y más notas en sus cuadernos.

Y en esas estaba cuando me dice el ministro de Interior «¿Y el problema Vasco?», «¿cuál es el problema Vasco?», pregunté. «Que quieren la independencia», contestó. «Pues nada, un referéndum, y si sale que no, pues nada, que se aguanten y si sale que sí, pues se recorta con millones de macrotaladradoras el País Vasco, les damos millones de remos, y como allí hay mucha afición a las traineras, unos a estribor y otros a babor, los empujamos mar adentro y que se apañen. Y los que quieran quedarse rellenamos el País Vasco con nueva tierra y ya está, que una cosa es la ideología y otra el territorio, que antes de que estuvieran los vascos ya había aquí terreno ¡¡¡¡ y eso no lo quita ni Dios !!!!».

Bueno…… fue lo decir eso de «¡¡¡¡ y eso no lo quita ni Dios !!!!», que le debí dar tal énfasis a la frase que nadie se inmutaba, hasta que el ministro deEducación dijo: «Y está lo de la enseñanza y la lengua». «¿Pero qué pasa?», pregunté. «Que parece que nadie quiere hablar castellano», contestó uno. «¿Y qué quieren hablar entonces?», cuestioné extrañado. «Pues unos gallegos, otros vasco, catalán… bable». «¿Pero no saben castellano?», pregunté. «Sí, pero quieren…». Me estaban hartando, la verdad, así que expliqué muy enfadado: «Pues todos chino, que es el futuro, y mientras no se aprenda el chino que cada uno hable lo que le pete pero la lengua oficial desde hoy es el chino para que no haya problemas».

«¿Alguna pregunta más?». Y como nadie decía nada, los animé para que me explicaran qué había que solucionar. Como persistían en el silencio comenté. «Miren, tengo una pregunta, ¿qué es eso de las deslocalización de las empresas?». Uno me miró temblando y lo calmé diciéndole, «pero no tiemble hombre, que así no arreglamos nada». Entonces dijo, «pues que hay empresas que se van a otos países porque la mano de obra es más barata y así ganan más y… ». Bueno, fue oír eso y la que monté. «O sea, ¿¡¡¡¡¡ que por ganar más dan trabajos a otros cuando aquí hay paro…!!!!? esos son unos caras, unos impresentables, que se dejen de tonterías, de deslocalización, bonita palabra, que traigan las empresas y mañana mismo que se presenten en mi despacho, que se van a pasar un mes en el paro a ver si se autolocalizan mentalmente».

Bueno, bueno…. hubo un silencio que ni yo mismo daba crédito. Y luego continué: «Y aquí, según revisé antes de que ustedes vinieran, hay una partida que pone “otros gastos”, pero caramba con los “otros gastos”, son millones y millones». Nadie decía nada y como veían que me iba a enfadar, uno dijo: «Son gastos de representación, tarjetas de crédito para comidas y cenas, viajes, coches oficiales, escoltas para la protección depersonalidades…». Aquí me reí, «¿pero ustedes creen que estos son personalidades, que les interesa a alguien…?». Todos comenzaron a reírse, pero como yo era dictador y no quería confianzas, dije: «¡¡¡ Silencio !!!». «Sí, lo ahorramos todo, ¿verdad señor dictador?», dijo otro. «En efecto, y no se olvide de los millonarios sueldos vitalicios esos», respondí pausadamente a la vez que en tono amable explicaba: «No puede ser queridos ministros, que unos ciudadanos tengan cuatro casas, cinco coches, barcos y otros casi ni un techo donde vivir». «Vale, subimos los impuestos a los más ricos un 10%?», dijo el ministro de Economía. Lo miré y debió ser tal la mirada que rectificó: «Bueno, mejor un 40% y ya había pensado yo en quitar eso de los sueldos vitalicios, que tiene usted mucha razón señor dictador», dijo finalmente haciéndome la pelota, que los hay que hasta aprovechan un golpe de Estado. «Dios, qué banda», pensé.

Habían pasado dos horas, los ministros habían dado las oportunas instrucciones, se habían acostumbrado a mi presencia (a Manuel Guisande, no, al dictador. Me juego lo que quieras a que no va a quedar claro) y aquello era casi una fiesta porque al hacer las cuentas, con lo que se ahorraba, el ministro de Sanidad podía invertir un 20% más; el de Cultura un 15, el de Industria un 35 y el de Trabajo hasta un 50% y el de…. entonces desperté. Qué sueños tan raros e ilógicos tiene uno a veces ¿verdad?

DEDICACION ESPECIAL
Este artículo va dedicado especialmente a toda esa gentuza que vive de quienes trabajamos y de los que tienen ahora, pero solo ahora, sus ilusiones rotas porque están en el paro. Animo, nadie dijo que la vida fuera fácil

Anuncios
Esta entrada fue publicada en articulo, General. Guarda el enlace permanente.

40 respuestas a Dada la situación económica, repito artículo: «Un sueño más raro… »

  1. emma dijo:

    A tí te veo perfectamente haciendo de “el gran dicador”, la peli, digo

    • Manuel Guisande dijo:

      Hola Emma: Sí, mejor la película, no vaya a ser que de los 300.000 liberados sindicales, una ciudad más grande que La Coruña, queden en 20.000.

  2. emma dijo:

    Mira, no me tolees, este atículo ya estaba puesto. Eso sí, reconozco que es oportuno volver a ponerlo
    Tú DE DICTADOR, TENDRÍAS “EL GRAN DICTADOR”, me parece.
    Voy a tumbarme con mis gatitos un rato, a leer. Parecen enamorados. Tengo dos gatos gays, y no me importa, es una gozada verlos, tan abrazaditos…

    • Manuel Guisande dijo:

      Hola Emma: Ya digo que es una repetición; pero es que tal como está el país, y especialmente yo, que no pienso escribir nada hasta el 1 de octubre… pues es oportuno 🙂 Un beso

  3. amalia pernas dijo:

    Manuel, magistral, unicamente le faltó al “dictador” meter mano en el ejercito y la reserva, unos cuantos kilitos más, pero lo dicho, ojalá pudiera dejar de ser un sueño….

  4. zacarias jhonsom dijo:

    las autonomias,ironias de la vida,gestionan la autopobreza que generaron con sus modus operandi de autodispendio¡¡¡pero que esas cosas son de paises ricos!!!¡¡¡como los coches buenos y las casas mejor!!!¡¡¡que lo digo es esperanto si hace falta!!!que noxo que dan y como ningun politico va a la carcel(salvo ultra desmelenes)¡¡¡no pasa nada!!!me da autorepugnancia.tenemos lo que nos merecemos.

    • Manuel Guisande dijo:

      Hola Zacarías: Nadie merece tener una mafia como nosotros, pero están tan bien organizadas que es casi imposible de desmontarlas. Un saludo

  5. Mónica dijo:

    Si es que cuando soñamos todo parece tan fácil!!!!!!Pero claro, uno se despierta, y es Manuel Guisande (y no es poco,jijiji), pero sin el poder suficiente para pode hacer algo, de lo que al dictador(con muy buen criterio), se le ocurrió!!!!No perdamos la esperanza y viva el “dictador”!!!!!!!Besossss

    • Manuel Guisande dijo:

      Hola Mónica: Es que a veces … no hay que ser dictador, simplemente tener sentido común ¿no?. Un beso, sí, cuando despìerto yo mismo me digo «Hola, Guisande» 🙂

  6. Chus Sánchez dijo:

    Guisande for president!!!! Menuda limpiezaaaa! Me encanta!

    • Manuel Guisande dijo:

      Hola Chus: Esas medidas del “dictador” serían las primeras que tendrían que hacer cualquier persona con dos dedos de frente. Ya verías como poniendo el chino de lengua oficial y haciendo la vista gorda se iban a entender todos en castellano en un plis plas y como regalando la TDT seríamos todos más felices que viendo las estupideces de las TV autonómicas, que salvo algún programa, los hago yo mejor con mi móvil.. Nuca se sabe si un día me presentaría a alcalde de un pequeño pueblecito para demostrar como se hacen las cosas, quizás cuando me jubile, porque un periodista tiene que ser independiente, y si te metes en política….. la gente te ve distinto. Lo que sí sé que mi prioridad sería los ancianos (maltratados económicamente) y los niños (el futuro) y no solo ponerles un parque y un pabellón de deportes, que viajen y espabilen, que abran los ojos, que hay algo más en el mundo que la plaza del pueblo. Estoy seguro que iban a flipar.

  7. emma dijo:

    Yo, es que te daba el voto, para que fueses dictador.Pero dictador tal como lo cuentas. Lo malo es que a los dictadores no les vota 🙂
    Por diox, estoy ya harta de campaña eléctoral.
    ¡un día sin políticos, por favor!
    Si es que ya andan por la calle haciéndo el ridículo, y cámaras alrededor….hay que escapar corriendo, y a mi me cuesta, que aún tengo una cita con rehabilitación para el 27
    Preséntate tú, que aunque lleve muletas,(por ahora no llevo) te doy el voto.
    Otra cosa: el miedo a que te llamen a una mesa electoral, eso sí que es cachondeo, sobre todo porque algunos presidentes de mesa, ya se creen en el poder, claro, como luego los lleva un coche oficial a presentar las papeletas.El ego es el ego.Lo he visto con algunos vecinos y pensaba: resucita, Buñuel.
    besos

    • Manuel Guisande dijo:

      Hola Emma: si en vez de campaña curraran y echaran a todos los vagos que viven de los partidos… no sé si escribir sobre esto. Es que me da la mala escribir cosas serias y que cuando uno entre en el blog, en vez de encontrar una cosas para sonreír se encuentre otro marrón :). Un beso

  8. emma dijo:

    Hombre, tú escribe lo que quieras, pero a las campañas electorales se le puede sacar mucho humor, bueno, es que son humorístícas.Por eso nombraba a Buñuel, y Dn Luís no es que fuese precisamente humorista,era subrealista, y a tí te va un poco, pero que capacidad de observación y tiro al plato (Una vez, le puse VIRIDIANA a un amigo suizo, y dijo que no lo soportaba. Pero después me pidió una copia, parece ser que se le había quedado la escena de los mendigos, pero la estaba digiriendo. Cosas que pasan.
    besos

    • Manuel Guisande dijo:

      Hola Emma: Es que si hago mucho humor de los políticos… la gente se queda en la anécdota, creo, y no con el fondo. Además, me cuesta escribir de ellos porque me ponen mal, pero algo se hará, ni lo dudes. A la mafias hay que combatirlas, y esta es otra, revestida de legalidad porque hay unas votaciones a base de “vota, vota que si no votas eres un raro”. Que no saben poco esos mendas. Un beso

  9. Miguel Buján dijo:

    Yo, que casi nunca pienso en castellano, Manu, si no en otra lengua (otro modo distinto de dar forma al pensamiento; un endemismo cultural del modo en que se me educó hace ya años), me pregunto en qué rama del nuevo árbol debería (inde)penderme para poder continuar con aquello tan jugoso del abstrarse mientras releo las memorias de Luis Buñuel (traducidas, por ejemplo, al italiano).

    ¿Siguen yendo en línea curva esas vacances, Manu? Las mías ya se acercan, y muy probablemente voy a dedicarme a buscar un buen montón de setas mientras tanto.

    Saluditos, si.

    • Manuel Guisande dijo:

      Hola Miguel: Pues sí, las vacaciones empiezan e adentrarse en una bajada estrepitosa. Pues haces bien, pero te cuidado con las setas, que se empieza por “yo creía que… ” y terminas en el hospital con un “ya sé que”, pero un “ya sé que” mientras te quitan el riñón, si algo queda 🙂 Y esto del pensar es curioso porque yo los cuentos los pienso en gallego pero no puedo pensar en artículos en gallego, alguna frase, una palabra… pero un artículo mejor dicho varios… no puedo. Un abrazo

  10. Recuerda que suelo concederme más conocimientos de las florestas (y sus complementos) que de las aglomeraciones propias de lo civilizante. No hay problema de corromperme el hígado por confundir cantarellas con amanitas phalloides; no por lo de pronto, al menos. Y hablando de botánicas, si supieras de quién quisiera asesinar a algún congénere, házmelo saber, que ya me ocupo yo de trazar el precio de algunas semillas de ricino o cicuta o quizás alcaloides de estramonio. Hago buenas ofertas.
    También puedo procurar algún mejunje cojonudo contra artrosis y tos seca.

    En cuanto al artículo en gallego, para empezar, el “o” de toda la vida y tan campante.

    Me voy a ver una de aquellas del Terence Fisher y vampiros a la inglesa. Boas noites, Manu.

    • Manuel Guisande dijo:

      Hola Miguel: Hombre asesinar no, pero que a los políticos les diera así como una anestesia y que no hicieran nada de nada, que así no gastarían y en unos meses superaríamos la crisis… pues qué quiere que te diga… Un abrazo

  11. emma dijo:

    ” me pregunto en qué rama del nuevo árbol debería (inde)penderme para poder continuar con aquello tan jugoso del abstrarse mientras releo las memorias de Luis Buñuel (traducidas, por ejemplo, al italiano).”
    Pero qué bueno, yo acabo de releerlas, aver si hay una epidemia de reller las memorias de Buñuel ahora. Cosa muy reconfortante.
    (Buñuel decía, que a pesar de ser ateo, gracias a dios, le gustaría revivir cada 10 años a la tierra, en plan fantasma, y volver a su tumba a ensoñar)
    Me gustan mucho los comentarios de Buján ….y no te celes 🙂

    • Manuel Guisande dijo:

      Hola Emma:A mí también me gustan mucho los comentarios de Miguel, son maravillosos. ¿celos?, en celo está mi perra, y eso sí que me pone malo. Yo nunca he releído nada, ¿como se hace, al revés, de derecha izquierda? 🙂 Un beso

    • Emma, yo, que sé lo que me digo, te aconsejo no creer todo cuanto os cuente porque la mayoría de las veces suele tratarse, basicamente, de pura palabrería. Esto es lo que en botánica medicinal se denomina simiente de sinceridad. ¿Puedes creertelo?

  12. emma dijo:

    jejeje, Gracia Miguel,Yo , ultimamente es que no me creo nada (a Manuel sí, y a la vecina que me encuentra y me dice: pero que guapa estás!)
    simiente de sinceridad me gusta, te lo voy a copiar 🙂

    • Manuel Guisande dijo:

      Hola Emma: Es que tú siempre estuviste guapa, te exponemos Miguel y yo en una plaza pública y lo comprobamos ¿vale? :). Lo de Si-miente de sinceridad… allá tú, pero me parece contradictorio

      • Manuel Guisande dijo:

        Hola Emma: Tú siempre has sido guapa, te exponemos Miguel y yo en una plaza pública y.. Allá tú, pero eso de Si-miente de sinceridad.. me parece contradictorio ¿no?

      • Guisande, la botánica, aunque ciencia, no suele ser siempre del todo sincera, al menos no en su modo de mostrársenos; para ejemplo el deshojar una y otra vez la margarita: me quiere, no me quiere, me quiere, no me quiere, me quiere… Lo dicho, pura retórica…porque, al fin y al cabo, de eso se trata todo esto del juego del palabrearse porque sí ¿o no?

        En cuanto a lo de exponer a Emma en medio y mitad de alguna plaza, bué…si fuese un monstruo (hermoso), una cucarachita quizás… al menos podríamos pasar la gorra y así comprarle flores con lo que sacásemos del espectáculo. A cada uno lo que es de cada uno.

        Es tarde ya. Me voy a dormir.
        Buenas noches.

      • Manuel Guisande dijo:

        Hola Miguel: Esto del amor es complejo, pero relacionar el querer con arrancar a una flor lo pétalos…sépalo usted u tallo/callo por respeto a la Natura pero esto se acerca más a la innatura. Emma en una plaza, pasar la gorra para luego llenarla de flores, perfecto excepto el me quiere no me quiere por pues mi sensibilidad se hiere y adhiere. Un saludo de tu amigo que lo es, Guisande.

  13. Xan dijo:

    Ufffff!!! Menos que todo fue un sueño y los sueños, sueños son porque se parecia mucho a la realidad que por “suerte” estoy viviendo en un pais “de hadas” en que los parados son “felices” y comen… ” lo que pueden” y los Tios Gilitos dan ….”dinero a espuertas”

  14. emma dijo:

    A ver si actualizas, hombre. Nos pides que te hagamos publicidad, y te pones de gran dictador (como si no sobraran :))
    Rescata otro artículo, si de verdad estás hosgazán, que no me lo creo mucho.
    besos

    • Manuel Guisande dijo:

      Hola Emma: No voy a poner un artículo que ya he publicado ¿no¿.Y para una nuevo… cuando acabe las vacaciones esque poner uno ya publicado… no sé. Un beso

    • Se te lee ávida de leer al buen Guisande, Emma…salta a la vista. Recuerdo que conocí a un tipo, un mexicano, que si no lograba leer diariamente algunos versos de Herrera y Reissig poco menos que se le deslucía hasta la sombra. Lector inmenso del gran poeta, el mexicano, y también a un tiempo mismo, incrédulo filósofo. Estoy convencidísimo que el tipo aquel conjuntó todas sus ansias en una sola desde el momento justo que se topó de frente y sin ambages con el poema “Fecundidad” del eterno susodicho.

      “¡Adán, Adán, un beso!», dijo, y era
      que en una dolorosa sacudida,
      el absurdo nervioso de la vida
      le hizo temblar el dorso y la cadera…

      El iris floreció como una ojera
      exótica. Y el «¡ay!» de una caída
      fue el más dulce dolor. Y fue una herida.
      La más roja y eterna primavera…

      «¡Adán, Adán, procúrame un veneno!»,
      dijo, y en una crispación flagrante
      la eternidad atravesóle el seno…

      Entonces comenzó a latir el mundo.
      Y el sol colgaba del cenit, triunfante
      como un ígneo testículo fecundo.”

      De Eva y Adán y su definitivo encuentro con el mundo que de ellos heredamos, más allá del Paraíso, escribí hace ya tiempo un par de versos titulados “Nieva en el Paraíso;

      Ni Eva ni Adán supieron qué hacer
      cuando el padre caprichoso
      cerró tras ellos de un portazo
      la oxidadísima verja del jardín
      y descubrían ambos,
      mano a mano,
      el húmedo modo en que en frío blanco
      se deshacía, en algodón,
      el único hogar
      que hasta entonces conocieran.

      Un día llegará en que invitemos, Emma (¿cucarachita?), a don Guisande a que escriba para ambos sobre la nieve mientras nosotros le aplaudimos, a bolazos, las consistencias de sus actos.

      P.d.: Ya os aviso yo cuando el monte Faro dé de sí un arrabal de Edén todo nevado.

      • Manuel Guisande dijo:

        Hola Miguel: Y el día que la nieve se torne blanca /para dejar de verla negra/ entonces jugaremos a bolazos /como en Castilla los niños / sin ahora sablazos /juegan en la era .Y entonces veremos la nieve blanca / e l sol, quizás verde/ entonces hablaremos tranquilamente /de lo que somos de lo somos o eres / quizás de ella, de Emma

  15. LaLolaSh dijo:

    Va ha ser que no me ha quedado muy claro lo de la diferencia entre Manuel Guisande y el dictador eh?! Pero da igual. Ya me gustaría a mí ver tu sueño hecho realidad. No sé, por ver algo diferente…

    • Manuel Guisande dijo:

      Hola LaloSh: Bienvenido al blog, gracias por tu comentario y espero verte de nuevo por aquí. Pues Manuel Guisande y el dictador 🙂 claro, claro… :). Ay!, lo que ahorraríamos con un poco de sentido común¿no?. Un abrazo y lo dicho, bienvenido

  16. Pingback: Dada la situación económica, repito artículo: «Un sueño más raro… »

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s